lunes, 9 de junio de 2008

Los vivalavirgen

De la Real Academia Española, 22ª edición:

vivalavirgen.

1. com. coloq. Persona despreocupada e informal.


En Morón de la Frontera, provincia de Sevilla, el ayuntamiento en pleno ha votado el nombramiento de María Auxiliadora como alcaldesa honoraria del municipio. Y como María Auxiliadora no entendemos a una persona, sino a una estatua de madera.

Ésta iniciativa proviene, como no, del ínclito bigotismo rural andaluz, que gobierna la municipalidad con mayoría absoluta. El PSOE no votó (no fue al pleno) y los dos únicos votos en contra fueron los de Izquierda Unida.

Directamente, no sé como ni con quién empezar a soltar injurias como un poseso. Quizás la única que se salve aquí sea la estatua, que no habla, ni piensa, ni auxilia a nadie: es una puta estatua de madera, y no tiene consciencia para darse cuenta como la idolatría en España es legal y sancionada por ley, gracias a la magnífica aportación de un partido político y de la población de vejestorios zombicatólicos que le sustentan electoralmente.

Si ésto no es un toque de atención a favor de empujar legalmente el laicismo en España, que venga Marx y lo vea. Ya está bien, cojones. Ya está bien de dejar a éstos carcatólicos volvernos a los tiempos del país consagrado al manto de la virgen del Pilar. Es la hora de salir ahí fuera, dejar de temer la pérdida de un voto católico que o bien no existe o bien no va a votar a la izquierda, dejar que Bono y Paco Vázquez se entretengan en sus fanatismos y si alguien vuelve a hacer una cosa de éstas mandarle al trullo por prevaricación: es decir, ignorar a sabiendas el mandato constitucional del artículo 16.3. Y que los de Hazte Oír se vayan a su casa a masturbarse, coño. Que lo necesitan.

Qué punki estoy... es lunes.

Seguiremos informando.

3 comentarios:

L. dijo...

Tan punki como quieras, que es verdad que es lunes, pero de esos hay muchos y no solo en el campo andaluz. Que habemos muchos andaluces de pueblo decentes, y ojala (ojala) lo peor que hicieran fuera nombrar a una virgen de madera alcalde honoraria de un pueblo.

Y que conste que firma una atea rancia, rancia pero andaluza hasta el tuetano -- con el irony mode on, pero todavia con el cafe matinal a medias :o)

Anónimo dijo...

¡No jures que no hay católicos de izquierdas! Lo que hay son católicos sin sentido común y políticos populistas que buscan votos a costa de la devoción de sus conciudadanos. A mi me suena más a populismo barato que a catolicismo rancio (que no sé que es peor).

fdo: Aserraderos McNeil

Alberto Sanz dijo...

Maldita sea Thiago!!!!!!
Vaya post el tuyo!!!!!
Me pone enfermo el nacionalcatolicismo.